Nuestro bello país se está sumiendo en la más profunda desigualdad desde hace muchos años, pero en la actualidad, esta desigualdad llega a su momento más preponderante; día a día los ricos del país influyen en las decisiones económicas de la nación y han permeado el estado al punto que son ellos quienes ponen y quitan dirigentes, desde el presidente de la República, hasta los cargos de menor influencia en la vida pública.

Este deseo desmedido de poder de los más influyentes y con el gobierno legislando a su favor para empobrecer a los trabajadores y clase media, hace que se levante una voz de protesta e insatisfacción para evitar que los azotes del verdugo penetren más profundamente en la piel ya descarnada de los menos favorecidos; es la voz de los líderes sociales, sindicalistas, defensores de derechos humanos y todo aquel que ha tomado conciencia de la crisis social y humanitaria por la cual estamos pasado; aquellos que dejando atrás sus intereses personales, se visten de valor, sacan su bandera y su voz como única arma, y en ocasiones, papel y lápiz para dejar plasmadas las incoherencias de la vida y de un discurso politiquero, que en elecciones prometía igualdad y ahora en el poder deja entrever los visos de corrupción que siempre han estado presentes en el diario vivir de nuestra amada Colombia.
Por levantar la voz, por sacar banderas y salir a controvertir las políticas inequitativas del gobierno somos tildados de agitadores, delincuentes, subversivos y hasta guerrilleros; no siendo suficiente estas afrentas públicas contra los defensores de derechos, se ha desencadenado una campaña de amenazas y atentados contra quienes queremos un cambio en la forma de gobernar, los que buscamos mayor igualdad y equidad para que todos tengamos las mismas oportunidades en salud, educación, y un trabajo digno que nos permita soñar con un mejor bienestar para nuestras generaciones venideras.
Que cesen las amenazas y los atentados a líderes sociales, ser líder social en Colombia, No es un delito. Delincuentes son los que nos asesinan.

JUNTA DIRECTIVA SINEDIAN PEREIRA


Contáctenos

SINEDIAN - Sindicato Nacional de Empleados de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales

Dirección: Calle 36 No. 14-05 piso 5 Bucaramanga, COLOMBIA.
Correo electrónico: sinedian@gmail.com - sinediancomunicaciones@gmail.com
Teléfono: (57) (7) 652 44 31